EL MOTÍN DE LA TRUCHA

Estaba paseando por Zamora y detrás de la Diputación Provincial vi un bar llamado “el motín de la trucha”. Esto me llevó a recordar una de las leyendas más conocidas en la ciudad y que tiene raíces históricas aunque  adornada con sucesos sobrenaturales.
Fue uno de los hechos más graves ocurridos en la ciudad, que enfrentó a dos grupos sociales: los nobles y los plebeyos. Sucedió en el año 1158 durante el reinado de Fernando II.

El detonante del motín fue un motivo sin importancia, pero suficiente para que afloraran los odios y enfrentamientos entre las dos clases sociales.
Los nobles de la ciudad tenían entre sus privilegios la posibilidad de comprar en el mercado de la ciudad hasta cierta hora, dejando para el pueblo lo que ellos no querían.
Un día, un zapatero compró una trucha en la pescadería pero apareció el despensero del noble Álvarez de Vizcaya queriéndosela llevar a pesar de que había pasado su hora. Se entabló una disputa que acabó con el encarcelamiento del zapatero y de sus partidarios.
Los nobles convocaron una reunión en la iglesia de Santa María para dar un escarmiento a estas gentes insolentes que querían tener los mismos derechos que los señores.

IGLESIA DE SANTA MARÍA LA NUEVA

Llegaron los plebeyos a la iglesia, cerraron sus puertas y le prendieron fuego, muriendo en el incendio la mayoría de los nobles. Después se dirigieron a la cárcel liberando a los presos, la ciudad fue saqueada y después de desahogar su furia el pueblo fue comenzó a darse cuenta de lo que había sucedido y de las consecuencias que le podrían acarrear, por ello, dirigidos por un pelletero de nombre Benito y con fama de honrado y cabal, decidieron huir en dirección al reino de Portugal dejando la ciudad despoblada. 
Desde Ricobayo enviaron cartas al rey solicitando su perdón, si no les era concedido pasarían a Portugal. El rey, ante la importancia que tenía entonces una ciudad vacía, decidió perdonarles con la condición de que edificaran una nueva iglesia, como así sucedió recibiendo el nombre de Santa María la Nueva. 
Los nobles enfadados con el rey tomaron la decisión de pasarse a Castilla, para servir al rey castellano Sancho III hermano del rey de León. Pasado el tiempo los poderosos se arreglaron y los nobles volvieron a su reino, ya que los reyes no podían prescindir de los nobles en su lucha contra los moros.
CONVENTO DE LAS DUEÑAS DE CABAÑALES
En el fragor de la lucha sucede el hecho milagroso: la  Hostia Consagrada sale volando y acaba en una capilla cercana perteneciente a las Dueñas, mujeres que sin ser monjas llevaban una vida de devoción y ayuda a los más necesitados. Pasado el tiempo se fundó el convento de las Dueñas de Cabañales donde dicen que quedó guardada.
Esta suceso queda lejano en el tiempo y es historia, pero de ella también se aprende y ayuda a entender lo que pasa en la actualidad. Es verdad que ahora vivimos en una sociedad diferente, con derechos, pero vivimos una situación de crisis que recae sobre las capas más desfavorecidas de la sociedad, mientras que los que tienen el poder, tanto político como económico, ni les roza, la población está desencantada de todo y de todos. 
¿Qué pasaría si les diéramos la espalda a nuestros políticos? ¿Y si no votáramos? ¿Qué legitimidad tendrían? ¿Y si los votos en blanco y la abstención se contaran quedando los escaños vacíos? Cada día hay una nueva pérdida de derechos sociales porque “dicen” que hay que realizar cambios estructurales,  ¿por qué no se hacen también reformas en las estructuras políticas? Partidos con un funcionamiento democrático, listas abiertas …
Todo esto lo pensaba al imaginar lo que podía haber sucedido si los zamoranos hubieran abandonado el reino, porque en realidad lo que provocó el motín fueron los abusos de los poderosos y el nacimiento de los concejos populares en las ciudades, los nobles querían mantener sus privilegios y los plebeyos querían ocupar el lugar que les correspondía, y el rey optó por el pueblo porque le interesaba y era una situación muy difícil para él.
Quizás haya que ir pensando en cambiar de reino o en cambiar la sociedad. Esperemos…

Anuncios

14 pensamientos en “EL MOTÍN DE LA TRUCHA”

  1. Yo también pienso que la ciudadanía – nosotros – debería organizarse de alguna forma para modificar esta democracia partidista, en la que todo parece reducirse a elegir cada cuatro años entre "guatemala" y "guatapeor" ¿Legitimidad? Ellos se la guisan y ellos se la comen. Lo malo es que todavía les creemos…No conocía la historia del Motín de la Trucha, aunque si el nombre: lo ha adoptado una de las asociaciones más batalladoras por la conservación de los ríos de por aquí.Abrazos, Valverde

    Me gusta

  2. Unos hechos ocurridos hace casi novecientos años que no han dejado de repetirse a lo largo de la historia: el abuso de unos hombres sobre otros. El problema no es que unos hombres dirijan y otros sean dirigidos, esto sucedió y sucederá siempre, sino que los dirigentes sean justos en sus actos en busca del bien común, sin abusar de los dirigidos. Hoy, lo vemos a diario, sentimos el abuso que cometen: cómo se adjudican egoístamente recursos de todos entre unos pocos, de manera desproporcionada y sin consideración ni la más mínima sensibilidad por la miseria que va creciendo a su alrededor, quizás hasta que nos vayamos todos a Portugal.Excelente artículo, en el que se ve claro cómo lo pasado está bien cerca de lo presente. Un abrazo.

    Me gusta

  3. XIBELIUS, vivimos en una partitocracia, ellos hacen las leyes, pero como dice mi madre con la ley del embudo: pensiones para los parlamentarios, pensiones para expresidentes y cobrando de empresas privadas, pluriempleo de sueldos, inaguraciones sin sentido pero con comida o canapés incluidos…He oído hablar de esa asociación, pero no tengo una idea clara de sus fines.Gracias por tu visita.

    Me gusta

  4. desdelaterraza-viajaralahistoria, así es, buscar el bien común, e intentar ser justos, podíamos irnos a Portugal, pero su situación tampoco es muy boyante que digamos y los asustaríamos, ahora hay mucho miedo a las migraciones masivas, pero nunca se sabe…Gracias por tus opiniones tan certeras

    Me gusta

  5. He recordado con cariño la historia-leyenda del motín de la trucha que, siendo niña ya era una de las que más me sorprendía dentro de las que nos narraban en el cole, o me recordaba mi padre cuando nuestros paseos nos conducían a las cercanías de la pequeña y hermosa iglesia de Santa María la Nueva. Me ha traído nostalgia tu entrada, Valverde, pero la historia que das a conocer tiene una lectura actual, la que has hecho, que me parece de lo más acertado. El problema es que el pueblo ya no es "plebeyo" como en aquellos entonces, sino "burgués", por tanto, siente más pereza cuando se tiene que mover de su sofá… (Si es que muchas veces tenemos lo que nos merecemos…)Muy buena entrada.Un fuerte abrazo.

    Me gusta

  6. Cierto, MARISA, como bien dices somos burgueses y además estamos aburguesados, la comodidad, el conformismo nos envuelve en todos los sentidos.Siempre me sorprendió en esta historia que siendo Zamora una ciudad dormida, no concebía que los zamoranos de esta época hubieran sido capaces de semejante acción, de dirigirse a Portugal y además conseguir del rey el perdón, no me podía creer.Gracias, Marisa. Un abrazo.

    Me gusta

  7. Interesante historia, Valverde. La única forma de cambiar las cosas siempre fue pasar a la acción. Hoy en día atravesamos otra época bastante aciaga, pero como ya habéis comentado más arriba, el principal problema es que estamos muy aburguesados…Saludos.

    Me gusta

  8. Así es, Kinezoe. Ahí está Túnes, con gente desesperada y unos gobernantes avariciosos, esperemos no lleguemos a situaciones semejantes ni acciones de ese tipo, pero si debemos elevar nuestras voces y mostrar nuestro parecer sobre la cosa pública, que sepan lo que pensamos, no dejarnos aborregar por el conformismo.Gracias por tu comentario.Un saludo.

    Me gusta

  9. Me ha parecido muy interesante la historia del Motín de la Trucha, no la conocía. Por la foto que has publicado de la Iglesia de Santa María la Nueva he recordado que el año pasado vimos pasar una procesión en frente de esa iglesia, que está al lado del Museo de Semana Santa.En cuanto a la reflexión que has abierto sobre la política, hace poco hablaba de ello con tu hijo y me decía que consideraba negativo para este país que el poder se concentrase en dos únicos partidos políticos. Estoy de acuerdo con su reflexión. Y es que deberíamos tener derecho a voto hasta en Estados Unidos (esto es una exageración, por supuesto) por lo que nos influyen las decisiones que toman los políticos de allí, como fue en su día la decisión del presidente Bush de declararle la guerra a Irak o cómo se negó durante todo su mandato a permitir la investigación con células madre uterinas.Como bien dices no podemos dejar de mostrar nuestro parecer y luchar de forma siempre pacífica por hacer oír nuestras voces. Un abrazo, Valverde, para ti y para toda la familia.

    Me gusta

  10. Gracias, Laura por tu comentario. Así es, estuvimos viendo entrar en el Museo de Semana Santa la procesión de las cinco de la mañana.En cuanto al bipartidismo, es un problema, pero también es cierto que no somos muy participativos y aunque de hecho llevamos años de democracia, no tenemos hábitos democráticos consolidados que permitan exigir a nuestros gobernantes no solo en las elecciones sino de forma constante, también es un problema el sistema de listas cerradas que impide que los electores tachen o escojan de una lista y no sean los candidatos impuestos por los partidos.La verdad es que esto daría mucho para debatir.Besos para ti de parte de toda la familia.

    Me gusta

  11. Estoy contigo y me gusta ese colofón final que le das a esta historia que. Exagerada, real, o leyenda debiera de servirnos como lección y enseñar a estos “señores feudales” ciertos comportamientos y actitudes. Un saludo

    Me gusta

Si lo deseas, deja un breve comentario, lo agradeceré.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s